Tiempo de replicantes #cine #sociología

 

Blade Runner cumple 34 años en 2016, y una de sus criaturas más fascinantes: Roy Batty, nace a comienzos de este mismo año. Concretamente, el día 8 de enero de 2016. Fabricado en esa fecha por la compañía Tyrell Corporation, Batty es un replicante tipo Nexus 6, con número de serie N6MAA10816 y funciones de combate en la -siempre arriesgada- colonización de planetas.

Un androide, más humano que los humanos, que conoce el día de su activación pero también el día de su muerte; pues tiene una vida útil de tan sólo cuatro años. Por este motivo, encabeza una pequeña rebelión de camaradas Nexus 6 que buscan la manera de prolongar su vida. Una rebelión que trata de frenar la propia Tyrell encargando a Rick Deckard -cazador de recompensas- el “asesinato” (llamado en la película con el eufemismo “retiro”) de los cuatro androides sublevados.

Rick-Deckard

Este clásico del cine, cargado de polisemia, conotaciones y significados, pero también de emociones y sentimientos múltiples, deja muchas preguntas sin resolver y quizás una por encima del resto: la del si el propio Rick Deckard podría ser un replicante más. Su actitud fría y metódica, su inicial falta de empatía, el hecho de que se trate de un personaje sin espíritu, que mantiene un comportamiento zombificado, permanentemente extorsionado por la propia Tyrell Corporation, la forma en que en determinadas escenas le resplandecen los ojos y otras númerosas pistas de la papiroflexia de Gaff, dejan esta cuestión en el aire (las lecturas entre líneas que permite esta película son casi infinitas. De ahí que perduré en el tiempo como lo hace).

Sea como fuera, no hay diferencias categóricas entre el papel que interpreta Rutger Hauer y el de  Harrison Ford. Incluso al final de la película tenemos la sensación de que Batty y sus amigos no eran los malos. Deckard tampoco, claro, pues se encuentra desamparado bajo fuerzas sistémicas que le dictarán su conducta el resto de su vida. La vida, eso. Al menos él sigue vivo: esa es la diferencia.

Hay más replicantes que al igual que Batty nacen en 2016:

El 14 de febrero de 2016 (día de San Valentín) será activada Pris Stratton, una replicante “modelo básico de placer”. Interpretada por Daryl Hannah.

Pris-Stratton

El 12 de junio 2016 cobra vida Zhora Salomé, una trabajadora sexual entrenada como asesina. Interpretada por Joanna Cassidy.

Zhora-Salome

El 10 de abril 2017 se activará de León Kowalski, un soldado obrero. Interpretado por Brion James.

Leon-Kowalski

Y no podemos olvidarno de Rachael (Sean Young), la replicante que tarda demasiado en tener conciencia de sí misma. Desconocemos su fecha exacta de nacimiento aunque presumíblemente es la más joven. Se trata de una mujer muy hermosa y sofisticada. Es el último experimento de la compañía: se le han implantado recuerdos (algo nuevo en los Nexus). El propio Tyrell dice de ella que es su obra maestra.

Rachael

Puedes leer también en treserres.com : Sueñan los humanos con ser androides


387 veces visto

log in

reset password

Back to
log in